Artículos destacados


Fecha de publicación : enero 7, 2018

Hilale: el “Polisario” sabotea el proceso político en Guerguerat

En una declaración a la MAP, el representante de Marruecos en la ONU en Nueva York, Omar Hilale, tomó nota con apreciación del comunicado del Secretario General de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, publicado el sábado, sobre los recientes actos de provocación del “Polisario” en Guerguerat, en el Sáhara marroquí.
Afirmando que el Secretario General comparte plenamente la profunda preocupación de Marruecos por las violaciones de los acuerdos militares y las amenazas del alto el fuego por parte del “Polisario”, Hilale confió que Marruecos inició gestiones a todos los niveles, desde la aparición de los primeros elementos del “Polisario” en la zona tampón de Guerguerat, el 3 de enero, añadiendo que tras bloquear a los participantes del Rally Sahara Desert Challenge, fueron obligados a abandonar el lugar por orden de la Minurso.

Hilale indicó que Marruecos volvió, el viernes, a la carga ante los más altos funcionarios de la Secretaría de la ONU y contactó a los 15 miembros del Consejo de Seguridad para advertirles de la gravedad del despliegue de nuevos elementos armados del “Polisario” en Guerguerat, el viernes por la mañana, y de las amenazas de bloquear el paso, el lunes 8 de enero, ante el Rally Africa Eco Race.

El diplomático marroquí llamó así a todos sus interlocutores a asumir con firmeza y rapidez su responsabilidad, exigiendo la salida inmediata e incondicional del “Polisario” de la zona de Guerguerat.

El embajador de Marruecos agregó que el Reino condena enérgicamente estos actos de provocación repetitivos del “Polisario”, que violan los acuerdos militares, ponen en peligro el alto el fuego vigente desde 1991 y amenazan peligrosamente la seguridad y la estabilidad en la región.

Estos actos irresponsables del “Polisario” constituyen un desafío a la comunidad internacional y una afrenta al Secretario General y al Consejo de Seguridad, recalcó.

Hilale considera, asimismo, que el comunicado del Secretario General es claro y fuerte en su requerimiento al “Polisario” para no obstaculizar, de ninguna manera, la libertad del tráfico civil y comercial.

Es más, para Hilale, el Secretario General dirigió un mensaje directo y firme al “Polisario” diciendo que “ninguna medida, que podría cambiar el statu quo de la zona tampón, debe ser tomada”. Por lo tanto, la presencia del “Polisario” en Guerguerat es ilegal porque viola los acuerdos en vigor y tiende a cambiar el estatuto de la zona. De ahí la obligación del “Polisario” de retirarse inmediata e incondicionalmente, para volver al statu quo de antes.

En el mismo contexto, Hilale advirtió de que estas maniobras del “Polisario” pretenden desesperadamente reproducir el mismo clima de crisis de marzo y abril pasados, sosteniendo que el “Polisario” muestra así que está en estado de amnesia, olvidando que se vio obligado a retirar sus elementos armados, tras la amenaza de una condena inequívoca por el Consejo de Seguridad y de una intimación de 15 días para obedecer.

El embajador de Marruecos lamenta profundamente que la repetición de esta escena es la prueba de que el “Polisario” y Argelia, que lo financia, arma y compra los pickups que bloquean la carretera en Guerguerat, no aprenden de las lecciones de su fracaso en abril pasado.

El Reino de Marruecos, al igual que el Secretario General y los miembros del Consejo de Seguridad, considera que las provocaciones del “Polisario” se oponen a los esfuerzos actuales de Köhler para relanzar el proceso político, precisó Hilale.

El Reino cumplió sus compromisos desde la crisis del año pasado y no llevó a cabo ningún acto que afecte el estatuto de la zona tampón de Guerguerat, haciendo prueba de contención como lo desea el Secretario General. Sin embargo, su paciencia tiene límites, concluyó Hilale.
06/01/2018